watermark_2019-12-08-13-10-552312548907142001212.jpeg

Otra noche mágica en la Verde Antequera

CompartirShare on FacebookTweet about this on TwitterEmail this to someone

Por: Miriam Olivera/Columna deportiva ⚽

Voces libres

6 de diciembre de 2019, una fecha que quedará grabada en la memoria de Alebrijes y su afición. Otra noche mágica en la que un grupo por el que hace un par de meses pocos apostaban, cerró con broche de oro un semestre de ensueño.

Alejandro Pérez, recibió un voto de confianza para debutar en la Liga de Ascenso, y llegó para comandar un nuevo proyecto en Oaxaca. Luego de sortear diversas dificultades donde el tiempo les jugaba en contra, planearon y armaron rápidamente una plantilla que; aunque parecía haberse hecho al vapor, si se analiza detenidamente, cuenta en cada línea con hombres experimentados que fueron la base que encaminó al club.

La magia que ha rodeado al equipo desde sus inicios se hizo presente una vez más. Cuando parecía que el sueño poco a poco se diluía, este cuadro demostró que habían llegado decididos a hacer historia y no se iban a rendir tan fácilmente y menos, en su casa.

Alebrijes, contó en la cancha con once guerreros dispuestos a pelear hasta el silbatazo final, y en la banca, tuvo jugadores que aguardaron pacientes su oportunidad de entrar en acción, y desde ahí no dejaron de alentar.

Javier Ledesma, volvió a guiar al equipo después de cinco años de aquella final de Copa, el capitán resurgió en Oaxaca una vez más… anotó el gol que sentenció el encuentro, e hizo explotar a los más de catorce mil asistentes que se dieron cita en el estadio del Instituto Tecnológico de Oaxaca, y que a una voz comenzaron a corear; “oe, oe, campeón, campeón”.

De nueva cuenta quedó demostrado que cuando alguien llega a esta ciudad, convencido de que lo ha hecho en el mejor momento, y está en el mejor lugar, jamás será un nombre más. Las segundas oportunidades que aquí se dan, siempre han estado reservadas para aquellos que sin importar lo complicado que ha lucido el panorama nunca han bajado los brazos, los que han seguido remando aún contra corriente.

Este equipo volvió a hacer historia, demostró una vez más que en el futbol nada está escrito, y que cuando los objetivos son claros, no importa lo imponente que luzca el rival, o lo complicado que sea el camino, siempre habrá una forma de conquistar y vencer, siempre hay una oportunidad para el que cree en sus sueños.

Correo ✉️: olivera.m2688@gmail.com
Twitter 🐦: @MR14M
Instagram 📸: @m1r14m

CompartirShare on FacebookTweet about this on TwitterEmail this to someone

Leave a Reply